272016May

IVA en medicamentos suministrados en servicios de hospital

Análisis Sistémico 18/2015 de la PRODECON. Con fecha 1 de diciembre de 2015 la PRODECON emite su Análisis Sistémico 18/2015 el cual versa sobre la violación a los Derechos Humanos, por aplicar tasa general del Impuesto al Valor Agregado (IVA) a la enajenación de medicamentos de patente, cuando son suministrados con motivo de la prestación de servicios médicos hospitalarios.

En este análisis la Procuraduría señala medularmente que esta situación vulnera el Principio de Equidad Tributaria, Seguridad Jurídica, así como el nuevo paradigma en materia de Derechos Humanos (Principio Pro Persona).

Señala la Procuraduría que ante la diversidad de criterios sobre el tema, el SAT emitió el criterio normativo  10/IVA/N “Suministro de medicamentos como parte de los servicios de un hospital”, mismo que violenta el Derecho a la Salud de los contribuyentes.

Lo anterior es así en razón de que el referido criterio considera indebidamente que las medicinas de patente que son suministradas como parte de servicios hospitalarios deben estar gravadas a la tasa del 16 % de IVA, al considerar que se forman parte de la prestación genérica de un servicio y no de la enajenación de medicamentos.

Es conveniente precisar que la intención del legislador fue establecer, en el artículo 2-A de la Ley de IVA, la tasa 0% para medicinas de patente y productos destinados a la alimentación, en todas las etapas del proceso de producción hasta su comercialización al consumidor final.

El referido criterio de gravar los medicamentos con tasa 16% se basa en lo establecido en el artículo 17 del Código Fiscal de la Federación (CFF), que establece, a la letra:

Cuando con motivo de la prestación de un servicio se proporcionen bienes o se otorgue su uso o goce temporal al prestatario, se considerará como ingreso por el servicio o como valor de éste, el importe total de la contraprestación a cargo del prestatario, siempre que sean bienes que normalmente se proporcionen o se conceda su uso o goce con el servicio de que se trate.

Lo anterior implica que al proporcionar un bien como parte de un servicio, ese bien forma parte del importe total de la contraprestación por el servicio, gozando así de su mismo tratamiento, interpretación que a juicio de la PRODECON resulta regresiva, toda vez que en atención al principio de especialidad de la ley, debe prevalecer la norma especial sobre la norma general (CFF), es decir lo previsto originalmente por el artículo 2-A de la Ley del IVA, respetando la intención legislativa anteriormente citada.

En este orden de ideas, la Procuraduría considera que el criterio normativo violenta los Principios de Seguridad Jurídica y Equidad Tributaria al gravar con tasa del 16% de IVA el suministro de medicinas de patente durante la hospitalización o en la contratación de un paquete de atención especial, al considerarlo como la prestación genérica de un servicio y no como la enajenación de medicamentos prevista en la Ley del IVA (artículo 2-A); es decir, no se debe considerar que el suministro de medicinas es un servicio por el sólo hecho de que provean a pacientes hospitalizados de manera directa o vía la contratación de un paquete, en razón de que se trata de actividades diferentes, ya que la enajenación de medicamentos no puede considerarse como prestación de servicios aún y cuando se proporcionen como parte de los servicios hospitalarios privados, toda vez que los medicamentos se obtendrán por enajenación y no por medio de la prestación de servicios.

Sobre este criterio ya se han pronunciado tanto el Poder Judicial de la Federación, como el Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa, en las tesis aisladas y jurisprudencia siguientes,

  • VALOR AGREGADO. EL ARTÍCULO 2o.-A, FRACCIÓN I, INCISO B), DE LA LEY DEL IMPUESTO RELATIVO, QUE ESTABLECE LA TASA DEL 0% A LA ENAJENACIÓN DE MEDICINAS DE PATENTE, TIENE APLICACIÓN NO OBSTANTE QUE LAS MEDICINAS SE SUMINISTREN A PACIENTES HOSPITALIZADOS DE MANERA DIRECTA O VÍA LA CONTRATACIÓN DE UN PAQUETE, YA QUE ESTO NO IMPLICA LA PRESTACIÓN DE SERVICIOS INDEPENDIENTES
  •  VALOR AGREGADO. LA AUTORIDAD HACENDARIA NO TIENE DERECHO A EXIGIR Y PERCIBIR EL IMPUESTO RELATIVO POR LA VENTA Y SUMINISTRO DE MEDICAMENTOS A PACIENTES HOSPITALIZADOS.
  • MEDICAMENTOS DE PATENTE, SUMINISTRADOS CON MOTIVO DE LA PRESTACIÓN DE SERVICIOS MÉDICOS HOSPITALARIOS, DEBE CONSIDERARSE QUE SE ENAJENAN Y NO QUE FORMAN PARTE DE LA PRESTACIÓN DEL SERVICIO REFERIDO, POR LO QUE ES APLICABLE LA TASA DEL 0% A DICHA ENAJENACIÓN.

Con estos argumentos la PRODECON concluye que deben aplicarse criterios progresivos, en atención al Principio Pro Persona y con la finalidad de garantizar el Derecho a la Salud, Derecho Humano que se ha interpretado en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales en el que México asumió el compromiso de garantizarlo, así mismo el Principio de Equidad Tributaria y Seguridad Jurídica, toda vez que la línea interpretativa a la que llega el SAT,  no otorga beneficios a los gobernados, incluso va en contra de la intensión del legislador, que fue gravar de manera permanente con la tasa del 0% de IVA a las medicinas de patente, en todas las etapas del proceso de producción hasta su comercialización al consumidor final,  por lo que sugiere dejar sin efectos el criterio normativo y aplicar lo previsto por el artículo 2-A de la Ley de IVA para que los medicamentos sean gravados con tasa del 0% de IVA, aun cuando sean suministrados con motivo de la prestación de servicios médicos hospitalarios.